Comprometidos con Honduras

Fundación Chito y Nena Kafie presente en la campaña de reforestación “Honduras Siembra Vida”

Tegucigalpa M.D.C., 1 de octubre de 2016. Los empresarios Schucry, Luis y Eduardo Kafie crearon en honor a sus padres la Fundación Chito y Nena Kafie con el objetivo de continuar la labor humanitaria que ellos iniciaron, principalmente en el rescate de los valores. Este 1ero de octubre se desplazaron más de 70 entusiastas voluntarios de la Fundación hasta las montañas escarpadas de la reserva biológica y vida silvestre de Misoco, cerca del municipio de Guaimaca, departamento de Francisco Morazán, con un solo objetivo: Plantar 3,000 árboles como aporte a la campaña “Honduras siembra vida” promovida por el Gobierno de la República.

La caravana de buses salió desde Tegucigalpa muy temprano para unirse a las cuadrillas de trabajo dirigidas por técnicos forestales del Instituto de Conservación Forestal, Áreas Protegidas y Vida Silvestre (ICF) que ya estaban trabajando en varias zonas a nivel nacional coordinando la jornada de reforestación, que inició el 28 de septiembre y finalizó el 2 de octubre, con una meta de plantar dos millones de árboles en varios sectores del país.

La Fundación Chito y Nena Kafie por varios meses ha estado apoyando por medio de su fuerza de voluntariados las actividades del mega vivero construido por la empresa LUFUSSA, y donado al ICF, en las instalaciones del ente gubernamental ubicadas en el municipio de Guaimaca, bajo el convenio de colaboración “Vamos a plantar” en la cual LUFUSSA tiene el objetivo de plantar un millón de árboles en las áreas afectadas por el gorgojo en búsqueda de recuperar los bosques nacionales.

Monique Kafie, en representación Fundación Chito y Nena Kafie, reiteró el apoyo que esta organización ha manifestado por esta causa: “No podemos quedarnos con los brazos cruzados ante los efectos negativos de la plaga del gorgojo descortezador del pino en nuestros bosques, lo que repercute en las condiciones climáticas y la economía del país, por eso nos unimos a los esfuerzos del Gobierno Nacional, de LUFUSSA, y del ICF, para aportar en la actividad de plantación de los arboles producidos en el nuevo vivero que tienen en Guaimaca.”